Érase una vez una musa: Básicos que no cambio por nada

11 feb. 2014

Básicos que no cambio por nada

Nos encanta probar productos nuevos, coleccionar frascos, abrir botes y olerlos, sentir nuevas fragancias y texturas en nuestra piel.

También es cierto que nos cuesta mucho encontrar el producto perfecto, ese que cumple todos los requisitos para perdurar en nuestras estanterías envase tras envase.

k13055613

¿Que cosas son imprescindibles a la hora de dar el ok a una marca?

  1. Marcas implicadas con el medio ambiente.
  2. -Principalmente  naturales o ecológicas.

    -Rechazo total a la experimentación con animales.

    -Envases reciclados y reciclables.

  3. Productos que cumplen los objetivos.

-Cuidadosos con la piel, fabricantes que mimen sus composiciones y se preocupen por la calidad de sus ingredientes.

-Que cumplan la función para la que están requeridos (hidratar, desmaquillar…)

  • Champú Naturaleza y Vida Lima para cabellos grasos.

naturaleza y vida_pelo graso_pelo seco_basicos_natural_ecologico_cruelty free_vegan_taller amapola_amapola bio_piel sensible_naay_gel aloe1796986_10203349242878383_917968947_o

Conozco naturaleza y vida hace muchos años, cuando todavía no era consciente de la importancia de usar productos naturales y no testados en animales. Ya en su momento me encantó probar aquel champú, era el anti caída clásico que viene en un bote azul.

Las composiciones de N&V no son exclusivamente naturales, no tienen ningún sello que los caracterice, pero es lo mas “ético” que te puedes encontrar en las estanterías del super. Destacan por que en la mayoría de sus productos -no estoy segura si en todos – no usan siliconas ni parábenos, pero si unos sulfatos tope agresivos.

Hace unos meses, empecé a huir de las siliconas en los productos capilares-soy una moderna- pero funciona, el pelo dura mas tiempo limpio y se nota menos apelmazado. Vi el champú de lima de N&V en la estantería, como me apetecía “arrastrar” un poco las siliconas acumuladas de productos mierdosos pensé que un champú para cabellos grasos ayudaría todavía mas a la causa. En otro caso nunca me decantaría por este tipo de champús para cabellos grasos, uno porque mi pelo no tiende a graso en ninguno de los casos y dos porque este tipo de champús arrastran el tinte como demonios.

Temía que me resecara un poco el pelo a la larga, pero todo lo contrario: el cabello queda muy suelto, con volumen e hidratado.

No es necesario el uso de acondicionador a no ser que tengas un pelo extremadamente reseco o rizado (con mechas por ejemplo).

Todos los champús de N&V tienen una textura muy espesa y untuosa, así que no es necesario usar mas que una avellana de producto para una melena a la altura de los hombros. El exceso de producto puede producir apelmazamiento y derroche sobre todo.

1781034_10203349164596426_1314473869_o

Un bote puede llegar a durar dos meses tranquilamente si no te lavas el pelo todos los días. Es muy espumoso, esto unido a su textura hacen de el un producto muy económico y cundente.

No tiene aromas artificiales, así que su olor se limita al presente en sus componentes activos. N&V suelen tener olores bastante “herbales” que no tienen que agradar a todo el mundo, a mi no es que me encantuflen, lo corregiría añadiendo unas gotas de aceite esencial de un olor que nos guste dentro del mismo bote y agitando.

¿Por que no lo cambio por nada? No hay ningún otro champú que me deje el pelo tan suelto y limpio tantos días seguidos.

A pesar de no ser una marca con sello de cosmética natural certificada, tienen una política que empuja hacia lo natural y correcto en cuanto al desuso de seres vivos para testar sus productos.

  • Cremas faciales Amapola Bio Cosmetics (Taller Amapola).

naturaleza y vida_pelo graso_pelo seco_basicos_natural_ecologico_cruelty free_vegan_taller amapola_amapola bio_piel sensible_naay_gel aloePackaging antiguo de Taller Amapola (ahora Amapola Bio Cosmetics)

Una buena marca y un gran descubrimiento. Ya son cuatro las cremas que he probado de Amapola.

Me llamó la atención en Idún Nature por su buena relación calidad-precio, los envases de cremas son de 50 ml. y rondan los 25€ dependiendo de la gama.

Empecé con la de rosa mosqueta  el invierno pasado, con la idea de regenerar la piel que tenía resquicios de brote de granos del verano anterior, con marquitas rojas y sobre todo muy deshidratada.

Es muy untuosa e hidratante, perfecta para pieles secas. El olor bastante fuerte, huele a aceite de rosa mosqueta natural, puede resultar desagradable para los que no están acostumbrados a lo natural. En cuanto al efecto sobre las marquitas, puedo decir que es totalmente nulo, así como que gracias a este crema mi piel volvió a ser la misma de siempre, ni grasa ni seca y bastante mate.

No la recomiendo para pieles grasas o con tendencia a los brillos, tampoco para climas demasiado calurosos, en estos casos es mejor dejarla para usar como crema de noche.

La siguiente fue la de aloe y azuleno, al acercarse el  verano pensaba que su textura sería mas adecuada para los días de calor, evitando así brillos producidos por el sudor. Me llamaba la atención el azuleno, un ingrediente que nunca había probado pero que sabía que iría bien a mi piel reactiva con tendencia a las rojeces. Esta terminó siendo mi favorita.

Tiene una textura muy ligera, no es un gel pero sobre la piel deja la misma sensación fresca y suave. Se absorbe muy fácilmente, matifica la piel sin resecar. Después de casi tres meses usándola mi piel estaba mucho mas luminosa y con aspecto “sano”, jugosa e hidratada.

El olor es bastante mas agradable que la de rosa mosqueta, un poco cítrico.

Cuando terminé mi primer bote de la crema de aloe estaba decidida a comprarme la misma, pero horror, estaba agotada, así que como estaba tan contenta con la marca me decidí por la de bardana y ortiga para pieles grasas con un poco de miedo a que me resecase la piel o se quedara corta de hidratación.

Es bastante parecida a la de aloe en cuanto a textura y olor, pero no noto tanta hidratación ni luminosidad en la piel con ella. No repetiría con ella por que prefiero la de aloe y no cumple las necesidades de mi piel.

Si la recomiendo para pieles grasas o con granos, ya que no contiene ingredientes comedogénicos (ninguna de ellas los contiene).

La última y la que estoy usando ahora es la hidratante de caléndula para pieles sensibles, tenía ganas de probar una mas y al estar destinada a mi tipo de piel me parecía perfecta, pero me sigo quedando a muerte con la de aloe y azuleno.

1655505_10203349181636852_81557493_oEs menos hidratante que la de rosa mosqueta pero mas que la de bardana y ortiga, la puedo comparar en cuanto a hidratación y olor con mi preferida de aloe y azuleno, pero mi piel a la larga responde mejor a la de aloe, las rojeces desaparecen y el poro de la piel se afina.

1658312_10203349087194491_1145854160_o

1074548_10203349127675503_220810469_o1532008_10203349191037087_375492669_o

No las cambio por nada porque por fin he conseguido encontrar unas cremas hidratantes que no me producen granos y me hidratan la piel, así que como mas vale bueno conocido me quedo con ellas. Se que la de aloe es mi preferida y que si llego a tener mas necesidad de hidratación siempre puedo recurrir a la de rosa mosqueta.

Doy ganancias a una empresa española, cruelty free y con los ideales propios de un fabricante ecológico.

El resto de productos que he probado de la marca son excelentes, como las aguas florales y la leche desmaquillante (que se ha convertido en otro de mis básicos por el momento).

  • Gel limpiador aloe Naay.

naturaleza y vida_pelo graso_pelo seco_basicos_natural_ecologico_cruelty free_vegan_taller amapola_amapola bio_piel sensible_naay_gel aloeGel aloe 18€ aprox.

1782514_10203349096554725_126735415_oMi gel limpiador preferido no lo cambio por ninguno. Si encontrar crema hidratante me resulta difícil, un gel limpiador puede resultar una odisea.

Mi piel sensible reacciona normalmente muy mal a los sulfatos, así que se suele resecar, descamar y aparecen mis características rojeces.

Podría evitar limpiarme la cara con geles, pero no siento la misma sensación de “desintoxicación” si uso solamente la leche hidratante o toallitas(que uso en contadas ocasiones en las que literalmente me tiro dormida desde la puerta de casa a cama).

Este gel resulta tan suave que es como limpiarse con una crema, no produce ninguna sensación de tirantez, la piel queda fresca y muy limpia, puede aplicarse en los ojos sin miedo a sufrir un desprendimiento de retina por el escozor que producen la mayoría de estos productos.

Es un gel transparente e inodoro, como se puede apreciar en la foto de arriba, la lista de ingredientes es muy básica, sin añadiduras innecesarias y con principios activos suficientes y eficientes.

1890539_10203349201037337_593355135_o

Le doy un 10, no lo cambio por nada porque es económico, ecológico y sencillo.

De la marca he probado también una crema hidratante de aloe que es una delicia y el exfoliante facial de aloe.

 

3 comentarios:

  1. Tomo nota del champú.
    A mí me pasa como a tí, necesito un gel o jabón en la limpieza de la cara.
    Sabes el q me encantó a mí? Uno DIY, base lavante neutra bio + algún hodrolato (sirve agua)+ avena. Se bate y voila! De lo mejorcito q he probado.
    Las cremas... uffff pánico me da empexar con la búsqueda y captura de LA crema.
    Muaaaaaa

    ResponderEliminar
  2. Las de Matarrania son 100% ecologicas y bio...son una pasada. Estan certificadas y son españolas. Para las que nos gusta no llevar porquerias quimicas en la piel son perfectas. Probadlas si teneis oportunidad. Yo me puse en contacto con ellos a traves de su pagina y Evelin, que es la emprendedora del proyecto, me aconsejó muy bien. Por cierto, muy guapo tu blog, te seguiré leyendo.Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Total totalmente de acuerdo con tus puntos importantes para los productos, aunque yo pondría primero el tema de la experimentación puesto que soy vegana. jijiji
    Me ha gustado encontrar tu blog, hay pocos potingue-adictas que tengan además conciencia ética. Te sigo y me quedo por aquí. ;)

    ResponderEliminar

Habla ahora o calla para siempre.